La política y El Sistema

[29/01/13] Recientemente recibí noticias sobre una familia que conozco en Venezuela, una que fue parte de El Sistema cuando estuve por allí. Los dos niños tocaban en la orquesta, y los padres eran pilares del núcleo local. La noticia fue que todos se habían ido del país. Los niños habían dejado de tocar en la orquesta – una sorpresa en el caso del mayor, ya que parecía que iba a escalar hasta lo máximo de El Sistema, aunque es cierto que muchos niños abandonan el programa. No obstante, lo que más me llamó la atención fue que los padres también habían cortado relaciones. Aparentemente habían protestado al director del núcleo cuando la orquesta debía participar de un evento político, ya que ellos estaban firmemente en contra de mezclar la música con la política organizada. El director se disculpó, pero poco después la orquesta participó en otra ocasión política, y allí fue cuando los padres dijeron basta.

En el exterior, El Sistema y la política son dos términos que generalmente son considerados como el día y la noche. De todos modos, a veces me pongo a pensar si el mito de la supuesta naturaleza apolítica del programa se sostiene en parte debido a que la mayoría de los extranjeros no siguen de forma cercana lo que está sucediendo con la cultura y la política de Venezuela – por ejemplo, leyendo los debates actuales en blogs y otras redes sociales.

Venezuela ha estado pasando por un momento político tenso desde el Año Nuevo, estando Chávez muy enfermo y hospitalizado en Cuba, lo que le hizo perderse su propia investidura el 10 de enero, y se han podido observar dos resultados muy predecibles: Abreu jugando un doble juego en el campo político; y los chavistas y anti-chavistas reaccionando ante sus maniobras.

El 10 de enero, como parte de los eventos oficiales de la no-investidura, Abreu, Dudamel y la Orquesta Sinfónica Simón Bolívar ofrecieron un concierto a la salud de Chávez en el Teatro Teresa Carreño, tocando la 9º Sinfonía de Beethoven (para el disgusto de muchos músicos tradicionales, quienes hubiesen preferido una música venezolana dada la ocasión). Abreu expresó su solidaridad con Chávez y agradeció al presidente, además de desearle una rápida recuperación, remarcando que el gobierno había promovido “el revolucionario rescate de 400.000 niños y con el objetivo de llegar a un millón de niños y jóvenes de ingresos medios y bajos”. Abreu aprovechó la oportunidad para resaltar su firme convicción de “que el presidente continuará ofreciendo su ferviente apoyo a este proyecto musical”, y el vicepresidente Nicolás Maduro lo recompensó por sus esfuerzos musicales y retóricos con la promesa de continuar expandiendo El Sistema.

Esta entusiasta muestra de apoyo a Chávez, junto con la inclusión de la palabra “revolucionario”, fue demasiado para muchos en el otro lado del espectro político. Fue de muchas maneras una repetición del cierre de Radio Caracas TV en 2007. El canal de oposición fue reemplazado por el TVES del gobierno, en la frecuencia que anteriormente había sido ocupada por RCTV – y el himno nacional sonó en la primera transmisión del nuevo canal, interpretado por un coro y la orquesta del Sistema dirigidos por Dudamel. Esta movida decididamente política hizo que le lluevan fuertes críticas a Abreu por parte de los opositores de Chávez, y su intervención pública en nombre del presidente cinco años después tuvo un efecto similar.

Aun así, irónicamente, los chavistas también estaban despotricando contra Abreu. Tan solo dos días antes, y también de manera controversial, se había fotografiado abrazando muy calurosamente a dos invitados VIP de El Sistema, el cantante colombiano Juanes y el español Miguel Bosé. ¿Qué podría ser tan controversial sobre estos tres músicos reuniéndose para planificar un concierto por la paz? El hecho de que los dos visitantes son conocidos y vocales críticos de Chávez.

Los chavistas e izquierdistas inmediatamente se indignaron, bombardeando las redes sociales con cartas y comentarios de protesta. Solo una de las publicaciones en Facebook criticando a los tres cabecillas recibió más de 350 comentarios, y vi muchas publicaciones parecidas. El sitio webwww.aporrea.org publicó artículo tras artículo criticando fuertemente a Juanes y Bosé por sus posiciones, y a Abreu por apoyarlos. Uno comenzó diciendo: “Señor Abreu, usted nos ha herido terriblemente”. La importante cantante de música folclórica Cecilia Todd les dijo que lleven su concierto para la paz a Estados Unidos, en donde se necesitaba realmente (también es importante resaltar sus opiniones sobre el impacto negativo que ha tenido El Sistema en la música folclórica venezolana). La periodista Lil Rodríguez se preguntaba por qué estos dos músicos populares habían ido a ver a Abreu, un conductor clásico, en lugar del ministro de cultura, y porqué Abreu había halagado tanto y abrazado a dos conocidos críticos de Chávez.

146 músicos, profesionales y activistas firmaron una petición criticando a los involucrados y diciendo lo siguiente:

“Repudiamos la participación del Dr. José Antonio Abreu, fundador del Sistema […], en esta acción que, disfrazada de “altos valores humanísticos”, atenta contra la imagen de nuestro país en el mundo.”

“Exigimos al Dr. Abreu una explicación que justifique la invitación que realizó a dos enemigos del Comandante Chávez y del pueblo venezolano en un momento particularmente sensible para la Revolución Bolivariana.”

Días después, Abreu anunció que el concierto ya no se realizaría, por lo menos no este año, pese a que en un principio había hablado sobre los planes del concierto como si ya estuvieran bien avanzados. Aparentemente El Sistema estaba muy ocupado.

Con esto no quiero discutir los aciertos y los errores de estas posturas, sino que simplemente quiero señalar que sí existen en Venezuela y son, de hecho, muy vocales. Las polémicas que rodean a El Sistema, las cuales normalmente se encuentran ocultas, se han vuelto visibles por un momento, y no hace falta ir a Venezuela para verlas (aunque sí es necesario saber leer en español).

Abreu tuvo dos gestos muy públicos, muy políticos y muy contradictorios en el espacio de tres días, desatando infinidad de debates en los círculos políticos y culturales de Venezuela. Abreu no es visto de ninguna manera como un personaje apolítico, y todas sus acciones son escrudiñadas por ambos bandos en busca de su significado político: ¿es genuino su apoyo a Chávez?, se preguntan, ¿o simplemente lo hace por el dinero? ¿Sus encuentros con Juanes y Bosé ponen al descubierto sus verdaderos colores políticos, los mismos que vistió cuando fue ministro en el gobierno de Carlos Andrés Pérez? ¿La lluvia de críticas persuadió a Abreu a cambiar de opinión? Su explicación de que El Sistema estaba muy ocupado no convenció a nadie – después de todo, supuestamente hay 400.000 músicos en el programa, y las orquestas más importantes no parecen tener problemas para cumplir con presentaciones en el exterior, así que el sugerir que El Sistema no haya podido organizar ni una sola orquesta para un concierto en Caracas suena sospechoso.

En los círculos culturales Abreu es considerado un político, y a través de la profunda asociación de su proyecto con Chávez, para bien o para mal, ha politizado a El Sistema. Abreu hizo un trato: ofreció apoyo público incondicional a Chávez, incluyendo el uso de jóvenes músicos de El Sistema en ceremonias oficialistas, a cambio del apoyo ilimitado del gobierno para el proyecto. Este trato quedó completamente claro el 10 de enero, y dado que la demostración pública de lealtad por parte de Abreu en un evento político le ganó una promesa pública por parte del jefe interino Nicolás Maduro, la naturaleza política del trato no pudo haber quedado más clara.

Es posible decir que la politización es algo que ya es inevitable hoy por hoy en Venezuela. También se puede decir que el pacto que hizo Abreu fue algo bueno para El Sistema – o que simplemente no le quedaba otra opción dada las circunstancias. Pero si alguien cree que Abreu, Dudamel, y El Sistema están por encima de la política, y por encima del criticismo político, tal vez tenga que volver a analizar esto seriamente.

A continuación encontrarán algunos de los enlaces relacionados a esta entrada, aunque hay muchos más artículos en Aporrea.

(No obstante, gran parte de la discusión tuvo lugar en Facebook y en foros privados)

http://www.el-nacional.com/politica/Maduro-Chavez-hace-falta_0_115791261.html

http://www.el-nacional.com/escenas/Dudamel-ofrece-concierto-apoyo-Chavez_0_115790954.html

http://www.el-nacional.com/escenas/Abreu-Vaya-gratitud-recuperacion-Presidente_0_115791054.html

http://www.aporrea.org/actualidad/n221734.html

http://www.patriagrande.com.ve/temas/cultura/artistas-venezolanos-repudian-visita-de-bose-y-juanes-comunicado/

http://www.aporrea.org/actualidad/a157397.html

http://www.aporrea.org/actualidad/a157291.html

http://www.aporrea.org/actualidad/a157375.html

http://orhpositivo.wordpress.com/2013/01/20/paz-sin-fronteras-toda-la-verdad-detras-de-juanes-y-miguel-bose/